jueves, 11 de diciembre de 2008

Al pie de la letra.....



Cuenta una leyenda que en un cuartel militar , había en medio del patio un banco sencillo de madera. Junto a ese banco un soldado hacía guardia.

La guardia se turnaba de día y de noche , y generación tras generación se hacía la guardia junto al banco. Nadie nunca dudó ni preguntó el motivo, todos obedecían la orden de montar guardia.

Y así fue hasta que un general curioso quiso ver la orden original que había dado origen a esta guardia, y después de mucho hurgar la encontró.

Hacía exactamente 31 años, 2 meses y cuatro días un oficial había mandado montar guardia junto al banco, que estaba recién pintado, para que a nadie se le ocurriera sentarse sobre la pintura fresca.

35 comentarios:

Natacha dijo...

Es lo que tiene la disciplina férrea... dicen que un plan fijo... no es un buen plan....
Un beso, linda
Natacha.

mezze dijo...

Que buena!!los militares como siempre tan cuadrados.... aprovecho de agradecer tus visitas siempre es grato recibir los comentarios , otro beso para ti Natacha

mezze dijo...

ja ja ja ja ...estoy cada vez mejor,sorry Soñadora pero me confundi ¡¡Es la fecha !!¿O la menopausia ?

Nataly dijo...

Jajaja!! si que eran ignorantes, lo seguiran todavia siendo jaja!!!????

te mando un beso muy grande!

andrea dijo...

Increible, hasta el punto que puede llevar la Disciplina! jeje

Besos y que tengas una linda tarde!

moderato_Dos_josef dijo...

Buen ejémplo de la obtusa disciplina castrense. Siempre me lo pregunto, perteneciendo al círculo de países doblegados por el Imperio Americano, ¿para qué queremos ejército? todo el dineral que gastamos en material militar sería muy útil para Sanidad y Educación, por poner un par de ejemplos importantes. Un abrazo!

MARIO ALONSO dijo...

Confío en que a estas alturas esa pintura ya haya secado... y si no, mal asunto, jajajaja... ¡qué bueno!

Juan dijo...

Soñadora

Suele suceder que se estén realizando cosas que vienen de antaño, sin saber el motivo.

Seguro que hay miles que se hacen y no se sabe el porqué.
Siempre hay que tratar de llegar al fondo de los asuntos. También el intentar hacerlas de forma más fácil y menos trabajosa.

Un abrazo.

Juan Antonio

José dijo...

Este ejemplo es un caso extremo, pero seguro que en nuestra vida diaria tenemos cosas parecidas, que las hacemos por costumbre, por tradición, pero sin pararnos a pensar por qué las hacemos. Breve cuento, pero muy pedagógico.
Besos!

Pollo especialista dijo...

a veces seguimos haciendo las cosas por costumbre y no nos damos cuenta que no tienen ningún sentido...

rosario dijo...

No está del todo mal su afán por cuidar de su trabajo, claro… luego los que le siguieron nunca se atrevieron a saber el motivo, es muy bello este pequeño relato que da para pensar mucho y aprender.

Besos

Juan Carlos dijo...

Exacto Jose !

Hay miles o millones de cosas, que las hacemos porque nuestros ancestros las hizieron hace miles de años y se convirtió en una cadena.

Lo principal creo, es hacer lo que dictá tu corazón !

Hacer la diferencia !

Abrazotes para Soñadora. Excelente artículo !

el gato

mery dijo...

que ignorantes jaja, me parece que mucho no han cambiado, gracias por tus comentarios en mis post! un beso

César dijo...

Cuando hacemos las cosas sin reflexionarlas, por "tradición" sin saber por qué las hacemos..caemos en esas circunstanias que lindan con el absurdo. Tristemente en la vida real pasa con frecuencia.

Texto super interesante, gracias por compartirlo. Besotes.

libra dijo...

jajaja, que bueno, y es lo que tiene muchas costumbres, que se hacen y no se sabe en realidad como empezó....

Besitos.

AQUIYOSOLITA dijo...

Ya estoy de regreso querida amiga, gracias por la paciencia, me encuentro con una historia divertida , eso nos enseña que no todo en la vida hay que seguirlo al pie de la letra y no obedecer ciegamente sin preguntar, hay que tener criterio para actuar. Un beso.

Ojoavizor dijo...

Gran entrada la tuya, mi estimada Soñadora. Tiene un poderosísimo valor didáctico y has tocado, además, uno de mis más sensibles temas de análisis en mi vida profesional, me refiero al tema de las "reglas sociales" y "la tradición".

Siempre me pregunto: ¿Qué es lo que hace que ciertas reglas sociales sean respetadas en el tiempo y no cambien ni un ápice, y lo que es peor, que nadie las cuestione?

Como todos sabemos, existen millones de reglas sociales, cuya vigencia es defendida por determinados grupos de sociales,en pro de la "tradición".

Y así en nombre de la "tradición", esos grupos sociales desarrollan todo tipo de resistencias, en todos sus niveles, a cualquier cuestionamiento o pretendido cambio de "la tradición".

La regla social encubierta como "tradición", puede incluso haber perdido toda RACIONALIDAD o utilidad e incluso, ETICIDAD, pero en bien de la "tradición", es defendida, incluso, hasta las últimas consecuencias.

Así tenemos, "reglas y reglas" y "tradiciones y tradiciones". Creo, como es lógico, que muchas de esas reglas o "tradiciones" son buenas, positivas, y muy valiosas, pero también considero que muchas de ellas son reglas sociales o "tradiciones" que atentan contra la dignidad,integridad y desarrollo espiritual del ser humano.

"La banca" de tu extraordinario cuento, mi estimada Soñadora, representa para mí, esas miles de "reglas sociales" encubiertas en "tradiciones" que muchos grupos humanos, le hacen la guardia, y que no permiten, ni permitirán jamás que nadie se atreva a cuestionarlas.

Es pues, un gran reto para el ser humano de hoy y del futuro, averiguar cuáles de las millones de bancas que existen en el mundo, deben ser cambiadas, o cuáles de ellas, ya no merecen que se les haga guardia.

Te felicito nuevamente por tu excelente entrada.

Ojoavizor

Soñadora dijo...

Natacha, en la variedad está el gusto? jejeje . No hay que ceñirse tanto a las reglas no? más aún si no las entendemos.
Besitos,

Soñadora dijo...

Si Mezze, ellos ni preguntan no? Actúan mecánicamente.
Siempre es un placer visitarte y comentar, pues pones artículos variados y de mucho interés. Y respecto a tu confusión! jejeje, son las fechas.
Besitos,

Soñadora dijo...

Nataly, increible no? Lo que hace el no pensar en lo que hacemos.
Besos,

Soñadora dijo...

Si Andrea, una disciplina bastante exagerada no? O quizás indiferente.
Besitos,

Soñadora dijo...

Si Josef, completamente cuadriculados no? Pero esa actitud no solo se ve en la milicia no?
Besos,

Soñadora dijo...

Mario Alonso, que clase de pintura habrán usado no? jejeje.
Besitos,

Soñadora dijo...

Juan Antonio, dices algo muy sabio, siempre hay que tratar de llegar al fondo del asunto y no pasarlo por agua tibia.
Besitos,

Soñadora dijo...

Tienes razón José , cuantas de nuestras acciones son puramente por costumbre, sin pensar en el porqué las hacemos.
Besotes,

Soñadora dijo...

Pollo especialista, bienvenido a mi rinconcito. Visité tu blog y salí con ganas de un pollito a la brasa!
Cierto lo que dices de que a veces hacemos cosas sin sentido solo por costumbre.
Un abrazo,

Soñadora dijo...

Rosario, bienvenida! Gracias por tu visita y por comentar.
Cierto lo que afirmas, al comienzo estuvo bien, pues era su trabajo y lo cumplieron muy bien, el problema vino cuando los que siguieron ni siquiera sabían porqué lo hacían no?
Un beso,

Soñadora dijo...

Juan Carlos, acertado comentario, hacer lo que dicta el corazón, haciendo así la diferencia.
Besos y buen fin de semana.

Soñadora dijo...

Mery, yo también creo que no hay cambios al respecto!
Besitos

Soñadora dijo...

César, pasa con mucha frecuencia en la vida real, con detalles pequeños y otros no tan pequeños no?
Besotes,

Soñadora dijo...

Si Libra, cuantas cosas no tienen sentido si las analizamos no?
Besitos,

Soñadora dijo...

Aquiyosolita, que alegría que estés de vuelta.
Diste en el clavo con tu opinión, hay que tener criterio.
Besitos,

Soñadora dijo...

Ojoavizor, gracias por comentario, en el que analizas tan bien esta manía que hay con las reglas y la tradición, sin pensar que los cambios muchas veces son para mejor.
Estaremos atentos con las bancas!
Besitos

yasmin dijo...

Cada vez descubro más cosas que he hecho en mi vida por simple inercia... quizás porque alguna vez me dijeron que tenía que hacerlo así y hasta que no me llegó el momento de cuestionarlo, no me di cuenta de lo absurdo que era!

Acabo de conocer tu blog y me ha gustado mucho... gracias por tan lindo post!!

Soñadora dijo...

Yasmin, ante todo agradezco tu visita y te doy la bienvenida a mi rinconcito.
Muy cierto lo que dices, muchas veces actuamos por inercia, sin pensar en el porqué.
Un abrazo,

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...